El jefe no siempre tiene la razón.

El lema que hizo triunfar a esta empresa!

En la firma americana Asana los empleados tienen poder de decisión sobre el futuro… además de clases de yoga y tres comidas gratis al día.

 

el método de la firma neozelandesa Perpetual Guardian

Las empresas profundizan cada vez más en el terreno del management para conseguir un espacio de trabajo productivo y ameno para sus empleados. En los últimos tiempos se han visto avances muy notables como son los casos de SteelHouse, la compañía que da fines de semana de tres días y 2.000 dólares para vacaciones a sus empleados, y el método de la firma neozelandesa Perpetual Guardian, que aplicó para siempre una jornada laboral de lunes a jueves mucho más efectiva, según su CEO.

sociedades que destacan por sus medidas en pro del bienestar de sus empleados

SteelHouse, como empresa americana, se encuentra en la lista de las mejores compañías de trabajar de 2018 en EEUU elaborada por la revista ‘Inc. Magazine’. Se trata de una clasificación en la que aparecen sociedades que destacan por sus medidas en pro del bienestar de sus empleados, y en ella encontramos una muy peculiar.

Asana, con sede en San Francisco, está especializada en creación de softwares para ayudar a equipos a llevar a buen puerto proyectos y se ha convertido en líder en el sector gracias al cuidado de su producto, realizado con mucho detalle por sus empleados que, por cierto, están muy contentos.

El jefe no siempre tiene la razón

En la empresa manda un lema: “El jefe no siempre tiene razón, aunque siga siendo el jefe”. Y fue creado por su propio CEO y cofundador Dustin Moskovitz.

 

En uno de los ‘meetings’, se trató el tema de cómo deberían ser los ‘Road Map’ del futuro.

Todo ocurrió en una semana de ‘Road Map’ de 2016 en la que jefes y empleados se tomaron cinco días de reuniones para reflexionar, evaluar y planificar el futuro de la empresa. En uno de los ‘meetings’, se trató el tema de cómo deberían ser los ‘Road Map’ del futuro. Los equipos de ventas y productos tenían ideas diferentes de cómo deberían discurrir y el CEO también aportó su opinión sobre cómo se debería resolver el conflicto.

Acto seguido dejó la sala y 30 minutos después fue llamado por su plantilla. Le comentaron que descartaban su idea ya que los empleados tenían una mejor, poniendo de manifiesto el lema de Asana.

“Incluso si les dices que la decisión depende de ellos, si saben lo que el CEO opina puede ser entendido como una orden”, declara Moskovitz en ‘Inc Magazine’.

Crecimiento imparable

Además de este poder de decisión, trabajar en Asana supone contar con grandes beneficios: clases de yoga, tres comidas deliciosas y orgánicas gratis y vacaciones ilimitadas.

Asana es un referente en la actualidad creciendo un 80% en beneficios al año. Las ventas alcanzaron los 60 millones de dólares en 2017, teniendo un valor de 900 millones en su última ronda de financiación.

Sus softwares permiten a miembros de los equipos convertir proyectos complicados en tareas sencillas, asignando y agendando cada una, siguiendo sus progresos a la vez que se integran con el correo electrónico, calendarios y otras aplicaciones.

El jefe no siempre tiene la razón

 

Fuente

El jefe no siempre tiene la razón

 

China exigirá a las empresas de internet a divulgar datos

de sus usuarios disidentes

A partir del 30 de noviembre, la Administración del Ciberespacio de China exigirá informes de cualquier plataforma que pueda ser utilizada para “movilizar socialmente” o provocar “grandes cambios en la opinión pública”

censura en laS redES SOCIALES ChinaS

El departamento encargado de la censura en la red en China, la Administración del Ciberespacio de China (CAC), dijo el jueves que requerirá registros detallados de los usuarios de las empresas de Internet como parte de una nueva política destinada a tomar medidas enérgicas contra la opinión disidente y los movimientos sociales en línea.

CHINA EVITARÁ cambios en la opinión pública

La agencia dijo que a partir del 30 de noviembre requerirá informes de evaluación de cualquier plataforma de Internet que pueda ser utilizada para “movilizar socialmente” o provocar “grandes cambios en la opinión pública”.

Como parte de las evaluaciones, que incluyen inspecciones en sitio, las compañías deben demostrar que están registrando información, incluyendo nombres reales, nombres de usuario, nombres de cuenta, direcciones de red, tiempos de uso, registros de chat, registros de llamadas y el tipo de dispositivo que se está utilizando.

 

Xi Jinping, presidente de China

El CAC, en su aviso publicado en su sitio web, no nombró a las empresas específicamente afectadas, sino que enumeró una amplia gama de servicios, incluyendo las aplicaciones de chat, blogs, cuentas públicas, webcasts, sitios de vídeo y proveedores de noticias.

Las empresas que caerían bajo estas categorías incluyen Tencent Holdings, Alibaba Group Holding, Baidu y Apple, que alberga su servicio de mensajería en China. Alibaba también es dueña del South China Morning Post.

 

El gobierno chino quiere reducir Internet a una red informática nacional regulada por el Estado

El control de Internet se ha intensificado bajo la administración del presidente Xi Jinping, un esfuerzo que se ha acelerado desde 2016, cuando el Partido Comunista intensificó su represión a la disidencia política en las redes sociales. En la política cibernética china, los contenidos que “socavan” la estabilidad social, manipulan la historia o van en contra de la línea gubernamental se consideran un riesgo para la ciberseguridad del país.

De acuerdo con los términos y condiciones de los servicios de redes sociales, incluyendo Weibo (el Twitter chino) y WeChat de Tencent (el Whatsapp chino), las compañías de tecnología ya están obligadas a divulgar información confidencial a petición del gobierno.

El martes, la CAC anunció la suspensión de más de 9.800 cuentas en redes sociales al considerar que publicaban informaciones que se situaban fuera de los marcos legales establecidos. La creciente censura también coincide con la expansión de varias firmas de tecnología estadounidenses al país asiático, incluyendo Apple y Google, que ha sido criticado por sus planes de lanzar un buscador censurado en China.

China exigirá a las empresas de internet a divulgar datos

 

 

 

Fuente